BQ Aquamarina es otro de proyectos reconocidos en la última tercera Edición del Concurso Re Think Hotel dentro de la categoría de los TOp10 mejores proyectos de sostenibilidad y rehabilitación hotelera en España por ejecutar. En aras de conseguir los estándares de sostenibilidad que la cadena está mejorando se proponen una serie de soluciones para conseguir una optimización de las instalaciones.

BQ Aquamarina está ubicado en Palma de Mallorca, en Can Pastilla. Dentro de su plan de rehabilitación se hace un enfoque específico de las habitaciones existentes así como la re distribución y reforma de las zonas comunes del hotel para poder aumentar su categoría a 4 estrellas. La obra que propone el hotel se centra en la reforma del bar, que pasa a encontrarse a la altura de la calle, la adaptación del ascensor a la mejora de la accesibilidad apuntando a la solicitud de la certificación C de accesibilidad, la rehabilitación de la cubierta con la finalidad de poder incluir en ella la piscina exterior. Asimismo, el hotel apuesta por medidas pasivas que permitan aprovechar mejor la luz natural. Se tienen en cuenta también en la rehabilitación de las habitaciones exteriores su ampliación con la finalidad de dar una mayor calidad. La rehabilitación incluye aislamiento térmico y acústico en paredes y cubierta con sistema delk. Se quiere tener en cuenta el doble acristalamiento con rotura de puente térmico.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Con la finalidad de facilitar la formación de corrientes de aire se propone el efecto VENTURI el cual consiste en en un fenómeno en el que un fluido en movimiento dentro de un conducto cerrado disminuye su presión cuando aumenta la velocidad al pasar por una zona de sección menor.

El hotel propone además la sustitución del gasoil por Gas Natural canalizado e iluminación LED en todas las instalaciones. A nivel de ahorro de agua se incorporarán reductores de caudal y aireadores en grifos para optimizar su consumo y protección térmica en todos los ventanales.

El plan de marketing del hotel está también definido en este sentido, y es que BQ tiene muy claro que comunicar e integrar a los clientes es un apoyo a la mejora del uso de las instalaciones y a la fidelización de los clientes. Adquirir el compromiso de desarrollar nuevas actividades en base a un desarrollo sostenible es una de las premisas de su nuevo plan de marketing verde. Par poder llegar a una mejora global, el hotel pretende analizar de forma constante el grado de satisfacción de los huéspedes, sus necesidades y expectativas de servicio de éstos. Implantar las medidas necesarias para reducir los efectos ambientales, procurando minimizar las emisiones que contribuyen al efecto invernadero, reducir los ruidos y las molestias al entorno y gestionando los recursos y materias primas fomentando el máximo ahorro posible, así como instaurar políticas de eficiencia y reciclaje de residuos informando a los clientes y haciéndoles partícipes y colaboradores activos a través de campañas específicas de integración al medio ambiente y respeto por el entorno.